viernes, 17 de mayo de 2013

Senderismo por Cala Cerrada

Esta ruta ya la hice hace algunos años y hoy quiero repetirla porque es corta y sencilla y tiene el aliciente añadido de su hermoso destino. Se trata de bajar a Cala Cerrada, uno de los parajes más hermosos de nuestro litoral y todavía no muy masificado pues solo se puede acceder por mar o tras una larga caminata.

Puedes dejar el coche en una pequeña explanada que hay justo donde comienza la senda de bajada, pero yo prefiero, como es aún muy temprano, dejarlo en el aparcamiento de Castillitos (que creía que iba a estar vacío pero hay ya 3 coches).

De esta forma, hago la ruta algo más larga y tengo casi un kilómetro para ir bajando por la carretera asfaltada y así ir calentando, antes de comenzar la senda. Lo malo es que luego a la vuelta, se transformará en subida añadida a la subida de la senda.

La senda arranca en el llamado Collado de Juan Catalina, al margen izquierdo de la carretera asfaltada (en el sentido de marcha que llevamos) y a la derecha, enfrente queda una casa en ruinas llamada también la casa de Juan Catalina (por lo visto al collado le dieron el nombre de la persona que vivía allí).

Empiezo a bajar por la angosta senda, que no tiene muchas dificultades y ninguna pérdida, pues es bien visible en todo su recorrido debido sin duda a los muchos senderistas que pasan por allí para pasar un excelente rato en la cala. A esta hora temprana, todavía hace algo de fresco y sobre todo, sombra (supongo que luego a la vuelta será diferente porque hoy parece que va a calentar el sol).

Poco antes de llegar a la cala encuentro un par de senderistas que subían desde ella. Conversando con ellos resultaron ser Eva Cruz y Ángel Ortiz, experto montañero y autor de algunos libros sobre rutas por el Municipio de Murcia y el Mar Menor. Posiblemente estuvieran haciendo anotaciones para escribir un próximo libro. Este es su blog por si quieres saber más de él. Después caí en que podíamos habernos hecho una foto juntos, pero no lo hicimos.


Bueno, pues llego por fin a la cala; el mar estaba un poco encrespado y el oleaje rompía en unas rocas de la orilla, donde hay una pequeña cueva con una oquedad. Arriba, en la montaña también hay otra cueva (a la que no subí). Lo que sí quise hacer fue intentar llegar a los dos extremos que cierran la cala. Primero el de la derecha, subiendo y trepando por las rocas (por las montañas que se llaman El Castillo) hasta que un cortado donde desemboca una bajada de aguas que viene del Cerro de los Siete Cucones, me impide continuar. Abajo se veía otra pequeña cala esa sí que más inaccesible. Así que vuelvo a bajar esta vez por una senda casi imperceptible entre las rocas, de nuevo hasta la cala.

Ahora toca subir a la montaña de la izquierda de la cala. En ésta sí logro subir y asomarme a los acantilados (más de 40 metros de altitud). Recorro esta montaña al filo de los acantilados, mientras abajo en el mar un catamarán recorre estas aguas: yo creía que iban a llegar a la cala pero pasan de largo, en dirección a Cartagena (venían de La Azohía o Mazarrón).

En el extremo oriental de esta montaña se asoma la otra cala: Cala Abierta, pero ésta no tiene playa, sólo rocas y acantilados. Enfrente, una gran roca solitaria que se eleva majestuosa hasta los 81 metros de altura según los mapas.

Tras pasar un rato contemplando toda esta belleza, inicio la subida, esta vez por una senda diferente que sube junto a la gran roca para enlazar, algo más arriba, con la senda por la que bajé.

Y continúo ascendiendo por la senda, como esperaba, con bastante sol y poca sombra; menos mal que sopla algo de aire que refresca algo la marcha. Me encuentro con una pareja de jóvenes que baja ahora, quizás para tomar un baño...o lo que haga falta.

Llego a la carretera asfaltada, en el collado y sigo esta carretera a la derecha, en dirección a Castillitos. También, como esperaba, esta subida de un kilómetro y al sol, tras la subida desde la cala, se hace algo larga, pero tampoco muy exageradamente.

Al llegar al aparcamiento lo encuentro ya lleno de coches aparcados... y motos: un grupo de moteros que enseguida parten de allí con rumbo no sé adonde. Me quedan pendientes algunas rutas por aquí (Cala Salitrona, Boletes, El Cantalar), pero ya será en otra ocasión pues por hoy ya es suficiente.







Altitudes: Salida:  264 mts;  Máxima: 264 (264) . mínima: 0 ;  media: 124 .
Pendiente  Máxima: 26.5 %. Media:  11.1 % . Desnivel acum.: 373
Distancia:  6.83 ktms.