martes, 3 de junio de 2008

Ruta de Senderismo: Sierra de La Pila (Fortuna)

Hoy hemos estado más tiempo en autobús que andando, y es que hoy es uno de esos días que salimos a buscar rutas fuera de nuestra comarca de Cartagena, en este caso al Parque Natural de la Sierra de la Pila.

Para llegar allí, salimos en el autobús desde Cartagena a 09.10 horas, por la autovía de Murcia. Pasamos esta capital y seguimos por la autovía en dirección Alicante hasta llegar a la salida de Fortuna, en donde dejamos la autovía. Pasamos junto al pantano de Santomera y el Museo del Agua y poco más adelante paramos en un restaurante (muy aficionado a la columbicultura), por detrás del cual corre un pequeño arroyo de aguas salobres que dicen que provienen de los cercanos Baños de Fortuna.

Tras 20 minutos de parada seguimos nuestra marcha. Pasamos por el centro de la ciudad de Fortuna, donde me llama la atención su iglesia, y a pocos kilómetros de la salida de dicha ciudad, los baños de aguas termales, famosos en esta provincia, junto con los de Archena, Mula o Los Alcázares.

Un pequeño despiste a la hora de tomar un cruce nos hace seguir un pequeño "tour turístico" por la comarca, hasta que, unos cuantos kilómetros más adelante, encontramos un pastor con su rebaño de ovejas que nos lleva al buen camino, es decir, a dar la vuelta por donde habíamos venido, por la misma carretera llena de baches y algunos tramos en obras. Esta vez sí que acertamos a tomar el desvío a "Fuente de la Higuera" que es donde tenemos que llegar, pero a unos 100 metros del cruce se acaba el asfalto y lo que sigue es una pista forestal de tierra, con baches, estrecha y muchas curvas y a veces cuestas empinadas, que nos hace dudar muy en serio de que vaya a llevar a este autobús de más de 13 metros de largo hasta nuestro destino (donde, por cierto, llevan rato esperándonos).

Nuestras dudas se disipan cuando, tras 3 o 4 kilómetros, aparece el letrero de "Área Recreativa de la Fuente de la Higuera" y los aparcamientos. Hemos llegado y allí está el Punto de Información donde nos espera Héctor, uno de los guías del Parque que es el que nos va a acompañar en nuestro recorrido y explicarnos las peculiaridades de este entorno natural.

Son las 12 de la mañana cuando empezamos en sí la marcha senderista. Lo primero que vemos es la fuente misma (que le da el nombre a este paraje) que, a pesar del letrero de "Agua NO potable", está llena de personas llenando garrafas de agua: nos comenta Héctor que el letrero es porque no está garantizada la potabilidad del agua, pero que en algún estudio que se ha hecho sobre su composición, se ha visto que es apta para su consumo. Seguimos junto a un curso de agua de la fuente y un abrevadero y enseguida tomamos una empinada senda con algunas pisadas de jabalíes, que nos lleva a una pista forestal que es la que vamos a seguir prácticamente todo el rato. A nuestra derecha queda la Sierra del Carche y enfrente unos roquedos donde habitan águilas perdigueras (aunque no vemos ninguna).

Mientras seguimos por esta pista forestal, Héctor nos va contando detalles de lo que vamos viendo como la vegetación, sobre todo pinos, coscojas y madroños (que le dan el símbolo al logotipo del parque) aunque no se dan por la zona por la que transitamos, los agujeros que forman los jabalíes al revolcarse en el barro fresco para quitarse los parásitos, las zonas de umbrías donde la humedad es abundante o el canto lejano de un pico real o pájaro carpintero.

Paramos en una zona de sombra, en la misma pista forestal, para avituallamiento, pero no mucho tiempo pues el guía tenía que estar de vuelta a las 15 horas (en principio la excursión estaba prevista de 10.30 a 15 horas). Tras reponer fuerzas seguimos por la pista y un poco más adelante tomamos una senda, marcada como PR (pero sin homologar) que nos lleva, tras un empinado ascenso al Albergue de Cabezo de Turra, a 915 metros de altura, desde donde se ve justo enfrente la estación meteorológica. Parece ser que hay una senda desde aquí que lleva hasta ella (que está sólo unos 300 metros más alta y es el punto más alto de este parque), pero no está previsto llegar alli.

Desde este refugio tomamos de nuevo una pista forestal, bajando hasta Puerto Frío a 834 metros de altitud y desde este punto seguimos por una carretera asfaltada (que es la que lleva hasta Fortuna), en dirección Norte, para volver a la Fuente de la Higuera que a esta hora (15:10), nos la encontramos llena de gente asando chuletas en las cocinas de piedra dispuestas para ello o bien comiendo la clásica tortilla o conejo frito con tomate de los días de campo. Todo ello nos invita a hacer nosotros también lo mismo y dar cuenta de lo que nos queda en las mochilas.

Nos despedimos de Héctor y su compañero del puesto de Información del Parque, que nos dan algunos folletos informativos y nos vamos al autobús para iniciar el viaje de vuelta. Son las 15.40 horas. Volvemos por el mismo camino de tierra que vinimos, pero ahora con la ventaja de saber que sí vamos a poder pasar por aquí y que sí que lleva a algún sitio, en este caso la carretera asfaltada, la cual tomamos en dirección a Jumilla, pasando por El Boquerón y Casablanca (en cuyo restaurante paramos un momento) y luego la autovía en dirección Murcia y Cartagena, a donde llegamos a las 18 horas.

Sierra de La Pila

La S¡erra de la Pila se sitúa en el cuadrante noroccidental de la Región de Murcia, entre los términos municipales de Abarán, Blanca, Molina de Segura y Fortuna. Los l¡mites actuales y normas de gestión del Parque Regional vienen definidos por el Plan de Ordenación de los Recursos Naturales (PORN), aprobado inic¡almente en marzo de 1998. En total, este Espacio Natural Protegido cuenta con 8.836 hectáreas.

Se trata de un macizo montañoso que forma parte de las Cordilleras Béticas, siendo los materiales dominantes calizas, dolom¡as, areniscas, margas y yesos. Los picos más elevados son La Pila (1.264 m) y Los Cenajos (1.200 m), que dominan un paisaje escarpado y surcado por profundas ramblas con cauces normalmente secos. Desde estas cumbres se puede contemplar una panorámica regional impresionante.

La Sierra posee una gran riqueza vegetal, destacando la presencia de carrascales, sabinares y pinares, acompañados de un conjunto de especies, como el madroño, entre las que se encuentran numerosos endemismos del sureste español. La fauna es abundante, siendo las rapaces (Águila real, Halcón peregrino, o Búho real) y mamiferos como el Tejón, Garduña, Gato montés, o la Gineta algunas de las especies indicadoras de la gran riqueza faunística. El Parque Regional incluye un área declarada Zona Especial de Protección para las Aves (ZEPA) para la Chova piquirroja (Phyrrohocorax phyrrohocorax).

La Sierra de la Pila es uno de los espacios régionales propuestos como Lugar de Importancia Comunitaria (LIC), susceptible de ser incorporado a la Red Europea Natura 2000.

PRINCIPALES INSTALACIONES Y SERVICIOS PARA EL VISITANTE.

Fuente La Higuera: Punto de Información al visitante e itinerarios guiados (sábados,domingos y festivos, de 10 a 15 h), área recreativa y de acampada, aparcamiento y fuente.

El Jave: Área recreativa, fuente y mirador.

Albergue Cabezo de Turra: Ayuntamiento de Fortuna (Telf: 968-68 51 03).

Peña Zafra: Alojamiento Rural (Casa Bonaire Telf 968-683044), Bar y fuente.

La Garapacha: Bar y fuente.

Casablanca: Restaurante.

La Zarza: Restaurante (Casa El Pino) y Fuente.

Para cualquier consulta, puede dirigirse al Punto de Información del Parque, o a la Dirección General de Medio Natural (Telf. 968-28 5853).

Sierra de La Pila (Fortuna)

No hay comentarios: